La limpieza criogénica de superficies, un método eficaz y respetuoso con el medio ambiente

La limpieza criogénica de una superficie consiste en impactar hielo seco a alta velocidad sobre ella. El chorro criogénico, está compuesto por pequeñas fracciones de hielo llamadas pellets, que salen expulsados por aire a presión. Estas pequeñas partículas pasan de estado sólido a gaseoso cuando entran en contacto con la superficie. Este método de limpieza de superficies es eficaz, rentable y sostenible, porque no genera residuos adicionales.

¿Qué es la limpieza criogénica?

La limpieza criogénica de superficies es un método basado en la proyección a alta presión de hielo seco en pequeñas partículas compactadas denominadas pellets de CO2. La energía cinética con la que se dispara el CO2 sólido y la diferencia de temperatura entre el hielo seco (-80ºC) y la superficie a tratar, provoca un efecto térmico en el que la capa a eliminar se contrae y se desprende del material base.

Al impactar con la superficie, el CO2 sólido se sublima, y es durante este proceso cuando su volumen incrementa provocando una expansión que hace que el CO2 vuelva a su estado natural de gas, sin dejar ningún tipo de residuo secundario.

A diferencia de los métodos de limpieza basados con solventes, la limpieza criogénica no produce gases tóxicos asociados al uso de disolventes u otros agentes químicos. El hielo seco es inoloro e insípido, bacteriostático, no tóxico, no inflamable e inerte.

¿Cómo se hace efectivo el proceso de limpieza criogénica?

Aplicación del proceso de limpieza criogénica

  • Efecto cinético: la energía cinética es transferida desde el pellet por la aceleración a la velocidad del sonido (340 m/sg=1224 Km/h), mientras que la velocidad de salida del CO2 no es tan alta (300 Km/h). Los pellets chocan sobre la superficie dando lugar a una transformación desde el estado sólido al gaseoso (sublimación) y como consecuencia de este enorme aumento de volumen (hasta 700 veces su volumen inicial), la capa de material indeseado se desprende de la superficie.
  • Efecto térmico: la baja temperatura del hielo seco (-80°C) hace que la suciedad se contraiga, rompa y se desprenda, debido a la diferencia del coeficiente de dilatación térmica de los materiales, lo cual hace que se pierda la adhesión molecular entre la superficie y los elementos contaminantes.

Método respetuoso con el medio ambiente

Una de las características más relevantes de este método de limpieza de superficies, al igual que el Waterjetting, es que no es contaminante, sino todo lo contrario. En la actualidad una de las preocupaciones más recurrentes en los sectores industriales, es la de reducir los procesos contaminantes. Por ello, el método de limpieza criogénica tiene muy buena acogida en el sector.

Beneficios de la limpieza criogénica

Beneficios de la limpieza criogénica

La limpieza criogénica no tiene contraindicaciones, además, una de las grandes ventajas que ofrece, respecto a otros sistemas, es que su coste es inferior. Las grandes ventajas de este sistema de limpieza de superficies son:

Reduce los tiempos de mantenimiento y limpieza, aumentando la producción y la calidad del producto final.

– No es abrasivo, no es inflamable, ni conductivo.
– Es una solución de limpieza ecológicamente responsable.
– No genera residuos secundarios.
– Es segura y no es tóxica.
– No es necesario el desmonte y/o desensamble de las partes de la máquina a limpiar.

Aplicaciones de la limpieza criogénica en las diferentes industrias

La limpieza criogénica es un método de limpieza de superficies apto para una gran diversidad de sectores e industrias:

– Alimentos y bebidas
– Plásticos
– Imprenta
– Caucho y pegamentos
– Madera
– Empacadoras
– Farmacéuticas
– Eléctricas
– Fundición y metalurgia
– Automotriz
– Aeroespacial
– Restauración de monumentos
– Mantenimiento en general

¿Necesita contratar un servicio profesional de limpieza criogénica?

Depisa, como empresa especialista en la preparación de superficies, ofrece el servicio profesional de limpieza criogénica a sus clientes, adaptándose a cada necesidad y proponiendo respuestas concretas y a medida.

Con el objetivo que el operario pueda desarrollar esta actividad en condiciones de seguridad, es necesaria una formación específica (teórica y práctica) del personal técnico que realiza la limpieza criogénica. En Depisa todos los profesionales técnicos reciben esta formación específica en nuestro Technical Center. Posteriormente, las horas de trabajo acumuladas proporcionan, además, la pericia necesaria para combinar la boquilla y la presión idóneas para la realización del trabajo con éxito.

Para más información sobre limpieza criogénica y todas sus ventajas para su industria, no dude en contactar con nosotros, estaremos encantados de poder ayudarle.